Científicos chilenos y de la Nasa inician misión a la Antártica para medir retroceso de los hielos

Compartir

Un avión de la Nasa equipado con sensores láser medirá hasta noviembre el efecto del cambio climático en este continente.

Por Francisco Rodríguez

Un verdadero laboratorio aéreo llegó a Chile este martes desde Estados Unidos. Se trata del DC-8 de la Nasa, un avión equipado con sensores láser, radares y medidores de temperatura que -entre octubre y noviembre- sobrevolará la Antártica para medir y estudiar el derretimiento de los hielos en este continente. La misión -llamada “Ice Bridge” o Puente de Hielo- es la segunda de este tipo que se realiza en la zona y en ella participan científicos de la Nasa, de universidades norteamericanas y del Centro de Estudios Científicos (CES) de Valdivia.

Los expertos ocuparán la tecnología del DC-8 para estudiar, desde la altura, el espesor de la capa de hielo continental a más de dos kilómetros de profundidad. El fin: medir el debilitamiento que ésta ha sufrido por causa del cambio climático y cómo eso podría impactar a la Tierra. “En esta campaña nos enfocaremos en medir las variaciones de la superficie de hielo -con nuestro escáner láser- y las elevaciones en la superficie del mar que rodea la Antártica. Es algo que necesitamos conocer con gran detalle, para desarrollar mejores modelos de derretimiento y saber cuánto puede subir el nivel del mar en las próximas décadas”, dijo en el sitio de la Nasa, Michael Studinger, uno de los científicos de la agencia que ya se encuentra en Punta Arenas.

Los datos que arroje la misión irán al Centro Nacional de Datos de Nieve y Hielo de Estados Unidos, tal como lo hizo la Nasa con la información recopilada por el DC-8 en el Polo Norte y cuyo análisis permitió descubrir que la cobertura de hielo marino del Artico se redujo 4,6 millones de kilómetros cuadrados este año.

La misión “Ice Bridge” durará seis años, durante los cuales reemplazará el trabajo del satélite IceSat, que quedó inoperativo en 2008 luego de estudiar el comportamiento de los hielos polares por seis años. En 2015, IceSat II entrará en órbita relevando de su trabajo a DC-8.

Para seguir los avances de la misión vía Twitter, la Nasa habilitó la cuenta @icebridge.

Fuente: La Tercera – 22 Octubre 2010

Comentarios de Facebook