Estudio UC revela que sólo 4% de directivos municipales puede contratar docentes

Compartir

Directivos, sobre todo municipales, tienen pocas atribuciones. Sólo el 13% inspecciona las clases con frecuencia.

Por Javiera Herrera Y.

Todas las mañanas, Germaine llegaba al colegio e iba al patio donde se formaban los alumnos. Después, “pasaba a saludar a las salas (…) y de manera constante me quedaba a ver cómo eran las clases, para ver el comportamiento de un alumno en particular, o bien para observar cómo se desempeñaba el profesor”.

Según Germaine, “esto es fundamental. El director tiene que ver qué se está haciendo en su colegio y ver lo que se está logrando”. Y sin embargo, sólo el 13% de los docentes asegura que el encargado del plantel visita frecuentemente las clases. Esto, según una investigación encargada por el Centro de Estudios de Políticas y Prácticas de la Educación (Ceppe) de la UC, y realizada por la Fundación Chile.

Gonzalo Muñoz, uno de los investigadores del trabajo, señala que “las prácticas de los directores tienen una debilidad manifiesta en los temas más pedagógicos”. Esto es preocupante, pues “los directivos logran un mejor resultado y mejor gestión cuando ésta se concentra en apoyar a los profesores”.

Atributos

El informe, que también contó con la participación de José Weinstein, reveló que “hay una diferencia súper brutal en términos de las atribuciones que tienen los directivos. Son muy pocos los temas críticos que pueden manejar”, según Muñoz.

Por ejemplo, en el sector municipal, 1,7% de los directores puede despedir a profesores (la atribución es del municipio) y sólo 4% contratar docentes, mientras que en el sector particular pagado, ese porcentaje aumenta a 67,1%. Además, un 13,3% de los municipales puede conformar su equipo y un 10% puede definir inversiones en infraestructura.

A pesar de esas diferencias, “en un mundo con menos atribuciones, los docentes perciben que las prácticas son más frecuentes”.

Un problema que deben afrontar los directivos es la “baja valoración” de su trabajo, lo que repercute en que pocos profesionales idóneos se interesan en la carrera. Por lo mismo, el Ceppe propone aumentar las remuneraciones y cambiar las condiciones de ejercicio, para darles más atribuciones.

Formación

Otro punto que analizó el estudio es el nivel de formación de los directivos. Según Muñoz, “casi la mitad de los directores tienen magíster, lo que no tiene parámetros de comparación en América Latina”.

Sin embargo, “no hay una relación directa que diga que los que tienen estos estudios hacen un mejor trabajo, lo que demuestra que estos programas no son efectivos”, dice. Esto se podría explicar, según el encargado de estudios de las Fundación Chile, porque la capacitación “no está necesariamente asociada a lo que se requiere, que es algo más pedagógico, más de formación de capacidades de liderazgo”.

Respecto a ese punto, el ministro de Educación, Joaquín Lavín anunció esta semana el lanzamiento de un magíster para la formación de directores.

Según señaló a La Tercera, “el programa consiste en un MBA para directivos que mezcla conocimientos pedagógicos con liderazgo, manejo de equipos y gestión”. Y añadió que “la idea es implementarlo a través de un consorcio en el que puedan postular una o más universidades que se asocien entre sí”.

Fuente: La Tercera – 11 Octubre 2010

Comentarios de Facebook