Investigador chileno recibe premio científico en Alemania

Compartir

Su iniciativa busca fortalecer el debate sobre aspectos éticos. La Fundación Alexander von Humboldt distinguió al doctor Fernando Lolas con un fondo de 25 mil euros para desarrollar un Foro de Bioética en América Latina.

Por Mónica Cuevas

Tres iniciativas de trabajo científico en red, una de ellas chilena, fueron premiadas en Berlín en el marco de la reunión anual de la Fundación Alexander von Humboldt, que convocó hasta ayer en esta ciudad a más de 600 investigadores de todo el mundo.

Cada año la Fundación -que promueve el trabajo conjunto de científicos de alto nivel- entrega tres premios de 25 mil euros (más de $16 millones) a ex becarios que continúan haciendo contribuciones sustantivas en distintos campos de las ciencias.

El proyecto chileno premiado pertenece al doctor Fernando Lolas Stepke, director del Centro Interdisciplinario de Estudios en Bioética de la Universidad de Chile y del Programa de Bioética de la Organización Panamericana de la Salud, quien destinará el fondo al desarrollo de un Foro de Bioética en América Latina.

La iniciativa intentará fortalecer el debate en los países de la región sobre los aspectos éticos de la investigación biomédica y sicosocial.

“La bioética es el uso del diálogo para formular y resolver los problemas derivados de la ciencia y la tecnología”, explica Lolas. El concepto nació en Alemania en 1927 de la mano de la teología, y adquirió un carácter más práctico en Estados Unidos, como una herramienta para supervisar la calidad humana de la investigación médica.

El objetivo de Lolas es crear una instancia que recoja ambas tradiciones de la disciplina y permita discutir en torno a las realidades de América Latina, a través de reuniones, publicaciones, foros en internet, e intercambios académicos entre universidades.

-¿Cuáles son hoy en América Latina los grandes temas de la bioética?

“En el área de los servicios de salud de las personas, nuestro gran problema es la equidad, dar a cada persona un trato con dignidad y brindar a todas un acceso a los sistemas de salud. En la investigación, el problema sigue siendo la posibilidad de explotar a las personas con fines científicos. Hoy la investigación, especialmente en medicina, es una tarea de la industria farmacéutica, y lo que tratamos de evitar es que la gente sea expuesta a riesgos más allá de los beneficios que se puedan obtener, que existan peligros que no se puedan controlar y que sean explotadas desde un punto de vista puramente económico”.

-¿Cómo reacciona la industria ante este punto?

“Creo que ha entendido que es mucho más rentable a largo plazo hacer una investigación éticamente sustentable que obtener ganancias inmediatas”.

-¿Es el envejecimiento un tema importante en la región?

“Sin duda, especialmente la relación éticamente sustentable entre jóvenes y viejos, porque avanzamos rápidamente a una situación en la que personas muy jóvenes van a convivir con personas muy viejas, cosa que no ha ocurrido nunca en la humanidad. Ahí es necesario un diálogo entre generaciones y entre perspectivas, que incluya las políticas sociales”.

-¿Qué otros temas son relevantes?

“En América Latina tenemos un problema de asimetría en el poder. No se puede discutir la ética sin hablar del poder político, económico y social; tenemos que discutir mucho sobre estos temas y es lo que vamos a hacer en el foro”.

-El premio distingue iniciativas en red. ¿Por qué es tan necesario el trabajo en red en la bioética?

“Por la diversidad cultural, económica y de poder que tienen las personas y las sociedades. El fundamento de nuestro trabajo es el diálogo, concebido como una herramienta social, y éste no sólo tiene que darse entre los distintos grupos sociales y de poder, sino entre disciplinas; entre todos quienes tienen algo que decir en el diálogo social”.

Los otros galardonados

Makoto Arai, decano de la Facultad de Derecho en la Universidad de Tsukuba, en Tokio, formará una red de trabajo conjunto entre Alemania y Asia para desarrollar una investigación en envejecimiento, que permita un manejo más humano de los pacientes con demencia.

Claudio Borri, doctor en ingeniería y profesor de la Universita degli Studi di Firenze, Italia, espera construir una red de investigación interdisciplinaria entre países mediterráneos para el manejo de riesgos en catástrofes naturales.

Fuente: El Mercurio – 28 Junio 2010

Comentarios de Facebook