Investigadores en Postgrado de la Universidad de Chile manifestan su compromiso con la defensa de la Educación Pública

Compartir

Declaración Pública Unificada

Asamblea de Investigadores de Posgrado

Universidad de Chile

 

Santiago, 23 de Junio de 2011

A la comunidad universitaria,

A la sociedad chilena en general,


Hoy, en el Salón de Honor de la Casa Central de la Universidad de Chile, y enfatizando nuestra voluntad de trabajar unidos como un nuevo actor en el seno de nuestra casa de estudios y en el espacio público, los estudiantes de los diversos programas de postgrado de la Universidad de Chile  anunciamos el nacimiento de la Asamblea de Investigadores de Postgrado de la Universidad de Chile y manifestamos nuestro férreo compromiso con la defensa de la Educación Pública, integral y de calidad en Chile.

Y, en consideración a las actuales movilizaciones masivas de estudiantes secundarios y universitarios, profesores y académicos, así como de otros actores a nivel nacional, los y las estudiantes de postgrado de la Universidad de Chile, declaramos que:

  • Nos oponemos al curso que ha tomado el actual Proyecto de Reforma del Sistema de Educación Superior impulsado por el Ministerio de Educación, y a los ofrecimientos insuficientes, paliativos y carentes de voluntad política transformadora de esta realidad;
  • Rechazamos las medidas que tienden a profundizar la privatización de la educación chilena, ya que en ese marco se ha convertido en una mercancía más, reproduciendo una nefasta desigualdad y falta de justicia social;
  • Nos manifestamos a favor de una Educación Pública estatal de calidad, orientada a las necesidades y aspiraciones del país, y que incluya: docencia de calidad, investigación y extensión;
  • Manifestamos nuestro apoyo activo y participativo al movimiento social que busca una transformación del actual sistema educativo en pos de un nuevo sistema basado en la educación pública como derecho social

Y exigimos:

  • Fin al lucro en educación, que ha masificado la educación superior a costa de la calidad.
  • Financiamiento estatal de la educación pública en un 100%, terminando con la lógica del autofinanciamiento.
  • Poner fin al endeudamiento crónico y desbordado de los estudiantes chilenos y en definitiva, al negocio que instituciones y empresas financieras realizan a costa de todos y todas.
  • Término de la administración escolar pública por parte de las municipalidades, sin privatizarlas, puesto que sólo reproduce la actual segregación económica.

  • Implementar alternativas de acceso a la educación superior, congruentes con el espíritu de resguardar la educación como derecho, recuperando por tanto la fuerza generadora de movilidad social y el valor del mérito que se ha perdido en nuestra sociedad.
  • Fortalecer la promoción y desarrollo de la investigación y la generación de conocimiento e innovación universitaria, y en especial en las Universidades Públicas. Y no sólo en el ámbito de la ciencia aplicada, sino que también en el de las Humanidades y las Ciencias Sociales que generan pensamiento crítico y claves para comprender nuestra realidad.
  • Democratizar las universidades, no sólo a partir de permitir la asociatividad interna de académicos, estudiantes (de pre y postgrado) y funcionarios, sino también de la participación de estos tres estamentos en el gobierno institucional, para trabajar unidos en pos del bien común;
  • Y a las autoridades, un compromiso real en base a propuestas que entreguen seguridad de que el proceso se realizará de forma continuada, abordando los temas de fondo y expresando la voluntad política de llevar a cabo una revitalización real de la educación pública y del sistema de educación en general de nuestro país.

Finalmente, consideramos necesario enfatizar que los investigadores de postgrado, como profesionales e intelectuales, y miembros activos de la vida universitaria nacional, podemos y debemos constituirnos en un actor social relevante en el debate sobre educación. En base a este reconocimiento es que hemos adoptado desde la semana pasada un paro de actividades para mantenernos movilizados junto a los demás actores sociales, por un cambio general en el modelo educativo imperante en nuestro país.

Esta posición implica que nos sumaremos en las próximas manifestaciones y llamamos desde ya a todos los actores universitarios y sociales a sumarse al Paro Nacional por la Educación el día Jueves 30 de Junio de 2011.

Los cambios necesarios son de gran profundidad y se hace necesaria la convergencia y participación en un movimiento unido, donde todos los actores del movimiento por una mejor educación chilena generemos espacios de conversación y coordinación, sumándonos a las movilizaciones tanto en los espacios públicos como en nuestros lugares de estudio y trabajo, ya que entendemos que esta situación responde a una crisis que la sociedad en conjunto está viviendo y que debemos abordar ahora en profundidad.

¡Somos cada vez más los indignados con la situación actual y los comprometidos con su transformación!

 

Asamblea de Investigadores de Postgrado

Universidad de Chile

Comentarios de Facebook