Investigadores y universitarios piden reformar el sistema “Becas Chile”

Compartir

Por Paula Correa

El primer foro universitario de discusión llamado “Becas Chile: ¿Es necesaria una reestructuración?” fue organizado por la Asociación Nacional de Investigadores de Postgrado (ANIP) y la Federación de Estudiantes de la Universidad Católica (FEUC).

La finalidad del encuentro fue crear de espacios de discusión, para generar así una postura en común ante a los rumores de una posible restructuración al programa de Becas Chile, idea que provendría de uno de los asesores del ministro de Educación Joaquín Lavín, el investigador del Instituto Libertad y Desarrollo, Pablo Eguiguren.

En distintos artículos Eguiguren propone reemplazar las becas por un sistema de créditos blandos, lo que se justificaría por “la alta rentabilidad que tendrían los estudios de postgrado que les permitiría a los becarios cancelar su crédito al volver al país”, lo que fue ampliamente refutado por Carlos Blondel, presidente de la ANIP.

“Estoy pensando en gente que salió del pre-grado con un crédito y va a comenzar a estudiar su post-grado con otro crédito, entonces cuándo termina de pagar. Si es que se mira por porcentaje los post-grados que son altamente rentables constituyen una minoría. La mayoría de estos cursos son en Ciencias Naturales y Exactas, Humanidades y esos programas tienen una realidad muy distinta, ya que se caracterizan por tener una alta rentabilidad social, pero una baja rentabilidad privada, por lo tanto, someterlos a un sistema de becas sería asesinar a esos programas y eventualmente quedaría para la investigación de los programas a nivel nacional”, aseveró Blondel.

Gracias a distintos testimonios, los investigadores reconocieron la necesidad de perfeccionar el sistema, producto de irregularidades que se registraron en los años anteriores, donde postulantes con los mismos antecedentes recibieron puntajes distintos, o donde becarios en el extranjero no recibieron a tiempo los recursos prometidos.

Si bien es necesario reestructurar el sistema, para ellos la opción de convertir las becas en créditos no es el camino correcto. El acento lo ponen en la generación de políticas que integren al capital humano al momento de volver al país, para evitar así la “fuga de cerebros”.

En este contexto, el secretario general de la FEUC, Ignacio Zaffirio, se refirió a la necesidad de adaptar el sistema de becas de postgrado a los requerimientos del país.

“Creo que hay varias preguntas de fondo por hacer que en Chile no se están pensando. Cuál es el papel de los investigadores, dónde está el interés público de enviar gente al extranjero. Si se trata de una política del Estado tiene que ser una política con interés público y, en ese sentido, hay que generar sistemas que sean coherentes. Hoy tenemos un gobierno que anuncia que entregará un bono a quienes cumplan 50 años de matrimonio y al mismo tiempo está promoviendo el endeudamiento con el Estado vía crédito para estudiantes de pre grado y crédito para estudiar magíster o doctorados en el exterior, lo que claramente es incoherente y debería existir una política de interés público que incluya el tema de educación superior”, explicó el dirigente estudiantil.

Además, los investigadores demandan participar en la toma de decisiones, a través de la realización de distintos estudios de carácter técnico con el fin de que existan las dos caras de la moneda a la hora de generar políticas públicas.

Así, el líder de ANIP, Carlos Blondel, hizo un llamado al mundo político a integrar las voces que surgen desde la sociedad civil.

“Ha quedado claro que es necesaria una reforma y no basta sólo con solucionar los problemas de gestión o implementación de las becas. Además, está el tema de fondo detrás que es hacia dónde va el país, cuál es la política pública. En este momento no existe, tanto las becas nacionales como para el extranjero están manejadas por organismos independientes. En la actualidad no hay una institucionalidad. También, varios organismos están diciendo lo mismo que nosotros y si es que tenemos toda esta comunidad de estudiantes, académicos y organismos internacionales que tienen estos argumentos me pregunto que estamos esperando. Qué viene ahora, el mundo político tendrá oídos sordos a toda la evidencia o podemos colocarnos a trabajar”, señaló el dirigente.

En tanto, el grupo ciudadano “Queremos Becas Chile”, preocupados por esta situación y que reúne a 8 mil 500 usuarios de Internet, el día 11 de mayo hizo entrega de una carta al ministro de Educación y aún no han recibido respuesta.

Por esta razón, en compañía de los representantes del Foro se reunieron con Felipe Harboe y otros parlamentarios para debatir el tema y buscar posibles soluciones ante la incertidumbre que surge cuando quedan pocos días para que este 18 de junio finalice la convocatoria a la postulación de las becas.

Fuente: Radio U.Chile – 2 Junio 2010

Comentarios de Facebook